Urresti: El candidato conyugal

Hoy Daniel Urresti, el más mediático de los ministros del gobierno Humala – Heredia, hizo la siguiente movida en el plan de salvataje político de la pareja presidencial. En el programa Sin Medias Tintas, Latina, Aldo Mariátegui y Mónica Delta preguntaron cuál era el “importante lanzamiento” que Urresti anunció desde tempranas horas vía twitter. La respuesta fue simple: “He conversado con Nadine Heredia, la presidenta del partido, y con el presidente Ollanta Humala, y les hice conocer mi deseo de estar en la política, de participar en el Partido Nacionalista. Ellos aceptaron”. Luego Urresti agregó: "Este jueves me inscribiré al Partido Nacionalista y comenzaré de cero. Veremos en estos meses previos a un proceso electoral, hasta dónde puedo ir ascendiendo como soldado en el trabajo que haga en las bases"

La candidatura de Urresti por el partido de gobierno estaba más que cantada por diversas razones:

1. Ha sido el único de los “voceros” oficiales u oficiosos -entre congresistas, periodistas y ministros- capaz de ponerse delante del aprismo, fujimorismo y la prensa no palaciega, con relativo éxito. Ha sido esta última, increíblemente, quien más ha promovido a Urresti. Un estudio realizado por IP noticias señaló que sólo de Agosto a Octubre del año pasado las minutos de radio y televisión y los centímetros en prensa escrita –léase también portadas de diarios-, con la imagen y relacionadas a este “personaje” sumaron, sin duda, la mayor campaña de lanzamiento de político alguno con una valorización de 13 millones de dólares. (Leer:http://bit.ly/1Ajto7w)

2. Ese efecto mediático “urrestizó” la política pero sobre todo al gobierno, siendo el punto más degradante el tuit con el que Urresti atacó a García. El mismo le regresó como boomerang porque en él estaban las fotos de damas que nada tenían que hacer en la discusión política. Este quizá fue el punto más bajo de su estilo pero que, desde otro punto de vista, terminó por ganarse la aprobación y el aplauso, en la interna, de la pareja presidencial. Ese tuit puede haber sido la mayor “prueba” de lealtad. Recordemos que ni Nadine ni Ollanta dijeron, sobre esa acción vejatoria, ni una palabra hacia las mujeres agredidas.

3. El personaje mediático Urresti es, a estas alturas, providencial. Es la aparición de la virgen para Nadine y para Ollanta dado que ninguno de los dos sabe cómo enfrentar a García o a Fujimori, y menos como sacarse a la prensa de encima que los tiene arrinconados con los temas de corrupción de Nadine y su entorno. Urresti cree, con sus tuits, haber descubierto un arma secreta más para el insulto que para la propuesta. Pero igual, eso atrae público al “showbusiness” de la política y lo mantiene, en teoría, en esa palestra mediática tan importante.

4. No hay que ser ningún experto ni analista para saber que el 28 de Julio del 2016, si entra un gobierno de oposición al actual, los ahora inquilinos de palacio y muchos de quienes han hecho y deshecho en estos 5 años, tendrán que dar más de una explicación a la justicia, por diversos temas. Nadine y Ollanta, más la primera que el segundo, necesitan un grupo de parlamentarios para su defensa. Urresti es esa locomotora salvadora de última hora. Nadie en el nacionalismo asegura tantos congresistas como Urresti; por lo menos ese es el análisis palaciego.

Pero, como diría el argot criollo, una cosa es con cajón y otra con guitarra. Una cosa es ser ministro de estado –preferente y estratégicamente impulsado durante meses por todo el aparato estatal- y otra candidato conyugal. Son dos temas bien distintos y bien distantes.

Por lo pronto la titular de la Tercera Fiscalía Penal Nacional, Landa Burgos, tiene que pronunciarse sobre la participación de Urresti en el asesinato del periodista Hugo Bustíos. Algunas fuentes del Ministerio Público señalan que la “contundencia” de las pruebas y hechos del expediente habrían persuadido a la fiscal a tomar la decisión de recomendar que el ahora candidato sea procesado en un juicio oral. La mirada de palacio está puesta prioritariamente, en esa decisión fiscal. Para ellos es de vida o muerte.

Sin duda es contrastante ver a un Urresti despidiéndose en palacio sonriente y con los brazos en alto en señal de triunfo, cuando bajo su responsabilidad –horas antes- murió el estudiante Ever Pérez Huamán (25) y se hirieron a decenas de personas en Pichanaki, por un enfrentamiento con la policía que se supone no debía repeler la manifestación con armas de fuego.

En la evaluación del potencial político no pesan, para el gobierno, ni la muerte de Bustíos ni la de Pérez Huamán, ni los heridos de Pichanaki. Tampoco el papel que ha tenido Urresti en la parodia de búsqueda de Martín Belaúnde Lossio ni los magros resultados en la gestión del Ministerio del Interior. Esperan que la gente se olvide de todo. Veremos si el pueblo peruano tiene esa misma visión tan “pragmática” de la política.

El candidato conyugal arranca así su campaña. Habiendo negado por todos los medios que iba a ser contendor pero empujado por las “circunstancias” . La estrategia se empieza a desplegar ahora sí con claridad y tiene dos ejes bien marcados. El autoritarismo y el populismo; dos ingredientes que traen votos y también desgracias como la de Venezuela. Estamos prevenidos.

Artículo de: www.semaforoelectronico.com cedido al portal de opinión política Punto de Encuentro.




Martes 03 de Marzo de 2015

En el programa de Nicolás Lúcar, que se emite por Latina (Canal 2), Daniel Urresti –el último fichaje del nacionalismo-...