Entrevista: Juan José Garrido Koechlin, Director de Perú21

Después de una alocución celebrando el logro de Perú21 en una alza de ratings, Juan José Garrido Koechlin, el flamante director de Perú21, nos recibe en su oficina de la Av. Miro Quesada, casi a la esquina del pomposo edificio de El Comercio. Juan José Garrido, quien sucedió a Fritz Du Bois, ha alcanzado notoriedad en los medios periodísticos desde hace ya unos años dado a su infalible opinión sobre gestión, tanto política como económica. Juan José, a su explicito estilo, no duda en sacar los garapullos y verónicas argumentativas para responder a temas sobre la concentración de los medios entre otros.

Estudió economía en la Universidad St. Edward's de Austin. Hizo un MBA en la misma y un Executive MBA en la UQAM. Obtuvo el grado de Doctor en Ciencias Administrativas en la Esade. Muchos lo ven como economista principalmente, pero sus estudios reflejan a un administrador. ¿Porque el periodismo?

Fue un caso de serendipity. Cuando comienzo mis estudios doctorales en el 2001 comienzo a revisar nuevamente mis intereses que van más allá de lo empresarial: lo económico y lo político. En el 2003 me independizo de la empresa familiar tratando de labrar un futuro por mi cuenta; dictando clases, escribiendo en medios, conferencias, investigaciones, formamos un think tank con Carlos Adrianzén en el Instituto Acción. Lo que hice fue la vida de un economista, intelectual, academico. Pase por Expreso, Correo, El Comercio, Rumbo Economico, finalmente acabé en Perú21. No te podría decir si yo lo busque o me buscaron pero me siento muy cómodo.

En el 2011 te presentaste al congreso en el partido Adelante de Rafael Belaúnde. ¿Fue un puente para llegar al periodismo? Tuviste muchas entrevistas y fuiste un personaje sonado para un partido pequeño.

No. Cuando me junto con Rafo, la idea de apoyo era estratégica. Rafo me propone liderar la lista no solo para ver la parte estratégica si no de vocería. Las pocas probabilidades nos permitieron jugar a una estrategia de ideas; aprovechar la coyuntura para tratar de dejar ideas.

Una vez, en una columna sobre los commodities, dijiste que hay 3 reformas estructurales que necesitamos: institucional, tributaria y laboral. ¿Qué reformas o políticas publicas crees que serían imperativas para el próximo gobierno?

Son esenciales hace muchos años. Cuando crecíamos al 6%, 7% u 8% no eran visibles. Hoy que crecemos al 2% son más visibles. La precarizad institucional es algo que traemos hace décadas, probablemente todas desde nuestra fase republicana. Nuestra primera constitución ni siquiera se llego a publicar, tenemos 13 desde que empezamos con nuestra republica. El modelo que tenemos hoy no es un modelo estructurado en base de una ideología. Es un popurrí de diferentes cosas. Tienes desde cosas buenas hasta una legislación laboral absolutamente absurda del siglo 19, pasando por una serie de trabas y regulaciones propias del siglo 20 pero no del siglo 21. El problema es que el mundo va a ser mucho mas competitivo de lo que fue hace 20 o 30 años. Miles de trabajos van a desaparecer a través de los avances tecnológicos. ¿Qué es lo que viene?no sabemos muy bien, lo que si sabemos es que no estamos preparados para lo que se viene. Los cambios tecnológicos son de nivel exponencial. Nuestro desarrollo institucional y tecnológico, nuestro ambiente de negocios, de cultura y social y nuestra clase política no están preparados para asumir ese reto.

Tu has puesto en auge a través de Perú21 el tema de Izquierdas y Derechas. ¿Como te identificas?

Yo me considero liberal. Pero intento no interponer mis intereses ideológicos o mis ideas a la dirección del diario.  Yo dejo mis ideales sobre como debería ser el mundo en el ascensor. Pero los exteriorizo en el diario a través de mi columna de opinión.

Pero ser liberal no implica ser de izquierda o de derecha…

Tiene razón Federico Salazar cuando dice que la izquierda y la derecha protegen intereses. Lo que los dos buscan es llegar al poder para poder lograr sus fines personales. No hay ningún interés social. Los liberales tienen mucho menos interés en llegar al poder porque lo consideran un problema. En el Perú no hay una identificación clara entre la izquierda, la derecha y los liberales. Yo estoy a favor de las libertades individuales: de las libertades sexuales, de las libertades políticas y de opinión.

Federico Salazar también dice que ser liberal es un tema moral, filosófico, y lo ha dicho muchas veces. ¿En ese sentido tu te consideras alguien que se dedica a defender todas las libertades?

No, yo creo que el liberalismo tiene una gran tarea en lo practico. Muchas de las cosas que el Perú sea lo que es hoy y no lo que era en los 80s es justo por la introducción de la filosofía liberal a la praxis política, social y económica.

¿Diarios como El Comercio o Perú21 tienen algún tipo de responsabilidad con respecto a las libertades sociales individuales?

Cada medio sigue la línea de lo que su director periodístico y su grupo tienen detrás. Nosotros hemos decidido apoyar ciertas causas porque las consideramos justas. ¿La Unión Civil a quién le hace daño? Sí, van a haber un par de conservadores que van a saltarme al cuello y decir que estoy atentando contra la familia. ¿Qué cosa hoy en día es una familia a nivel global? Ya hay en muchos países familias de dos personas del mismo sexo que se aman o dos personas que se llevan 50 años y se aman.

¿El tema del aborto en Perú21?

No tenemos una posición. Algunos columnistas han opinado y tienen todas las libertades y derechos para hacerlo. Yo no he opinado sobre el tema. Tengo una opinión personal, pero si la Unión Civil es muy difícil de aceptar en nuestra sociedad, lo del aborto es aún mas delicado.

¿Los partidos políticos van hacia su extinción?

Mauricio Zavaleta acaba de publicar un libro, Coaliciones de Independientes, donde da luz sobre eso. Los partidos políticos están muriendo y las coaliciones de independientes están ganando espacio. A nivel nacional habrá que ver que pasa en estas elecciones, pero a nivel regional las coaliciones van ganando espacio.

¿Cómo ves la gestión de Segura?

Segura es la continuación de Castilla y Castilla no fue algo positivo. Castilla tuvo que lidiar con un presidente que no entendía nada y no tenía rumbo. Probablemente quería hacer cosas peores de las que se hicieron. Por ser el sostén del marco general, no se avanzo con ninguna reforma de peso. Hemos perdido competitividad y productividad en los últimos 4 años.

¿Apoyas alguna de las controversiales propuestas que tuvo como la Ley Pulpín?

El fondo era bueno pero la forma no era buena, y por eso se calló. Todo el mundo quiere una reforma que permita a los jóvenes integrarse tempranamente al mercado laboral. La forma no tenía ninguna conexión con la realidad. Había la percepción que se perdían derechos. Para incentivar la contratación de jóvenes había que hacer que alguien asumiera los costos. En Colombia los asumía el estado, en el Perú lo hubieran hecho los jóvenes.

La informalidad es un gran problema. En el Perú el 83% de los jóvenes en la fuerza laboral son informales. ¿No cree que la perdida en los derechos laborales de los jóvenes serviría como incentivo para que ese 17% de jóvenes en el sector formal se pase al sector informal donde no tienen que asumir esos nuevos costos?

En la economía está el concepto de las consecuencias no intencionadas. No sabemos cuales hubieran sido las consecuencias no intencionadas de la ley pulpín. Algunos hubieran dicho eso, otros hubieran dicho “mira, si yo empiezo de una vez en el sector formal, tengo más oportunidades de quedarme en el sector formal en el tiempo”. Lo que si creo es que el estado ha podido devolverle al joven los beneficios restados.

¿Cuales son sus metas para Perú21?

Convertirlo en el mejor diario del Perú.

Al inicio de la entrevista usted dijo que se considera un liberal. Cómo liberal que cree en la libre competencia y la igualdad de oportunidades, ¿qué opina sobre la regulación de los medios? Muchos otros países tienen leyes mucho más estrictas.

Hay dos grupos de medios. Los que tienen limitaciones naturales —la televisión y la radio— y los que nos los tienen —revistas, diarios, panfletos, paginas web. Cuando se hablan de los medios no hablamos de dos o tres periódicos, si no de multiples plataformas. El abrir hoy día un diario digital casi no te cuesta nada, tu eres un ejemplo vivo de ello, y pueden ser diarios muy exitosos, mira Huffington Post.

En muchos países la regulación de los medios se divide específicamente a ciertos tipo de medios donde el acceso es mas restringido como la prensa física. ¿No cree que los medios se han concentrado en grupos específicos?

Dame un ejemplo claro de lo que estas diciendo porque no encuentro en el Perú.

El grupo El Comercio.

Ya… (breve silencio). La entrecomillas concentración de la que me estas hablando es algo que ha ocurrido en un proceso natural, y que incluso lo reconocen personas como Gustavo Faverón. El entrecomillas grupo El Comercio, ya que cada diario se maneja absolutamente de manera independiente, tiene múltiples pruebas de ello. Hace 15 años el grupo El Comercio era el tercer grupo editorial del Perú por debajo del grupo La Republica y Correo. A lo largo de estos 15 años ha lanzado productos que han sido muy exitosos: Trome, Depor, Perú21. Ha adquirido otros como Gestión. Así ha ido desarrollando las preferencias de los lectores. Luego los lectores van puliendo sus preferencias y van dejando unos por otros. Con lo que yo estoy en contra es si esa posición de dominio te va a dar una manera de coactar o restringir las libertades de lectores o de otro tipo de consumidor.

Eric Koechlin
Editor Internacional y de Economía para Punto de Encuentro
koechlin@uoregon.edu




Domingo 07 de Junio de 2015

El otro lado de la liberalización económica y política

La semana pasada (29 de mayo) los Estados Unidos retiró oficialmente...

Domingo 14 de Junio de 2015

Hoy día Joe Arpaio cumple 83 años. El castrense sheriff del condado de Maricopa en Arizona se ganó la reputación...