¿Para cuándo el voto voluntario?

Mientras que la élite política e intelectual peruana discute diariamente generalizaciones sobre el modelo de desarrollo y la institucionalidad en el país, muy poco se discute una reforma que pudiese mejorar sustancialmente la representación electoral y la forma de hacer campañas en el Perú: el voto voluntario. El principal argumento en contra es que de ser voluntario el voto, los políticos abandonarían a su suerte grandes partes del territorio que en teoría no votarían o no están interesados en la política; otra versión afirma que la débil presencia de los partidos políticos no permite asegurar un voto duro que permita legitimar el resultado. En ambos casos creo que las ideas son fácilmente rebatibles.

En el caso del argumento de que los peruanos de zonas alejadas no votarían me parece que se peca de paternalismo y falta de conocimiento sobre la realidad del país, dado que hay movilizadores y agitadores políticos en todas partes –no solo en los cafés de Lima- que estoy seguro buscarían el involucramiento de los ciudadanos. La política local en el Perú es lo que más existe, y mientras hayan recursos en las municipalidades para gastar, podemos estar 100% seguros que habrán candidatos buscando involucrar más votos en los procesos electorales.

El segundo argumento afirma que se necesita de un gran porcentaje de votos para que unas elecciones sean legítimas. Hace falta preguntarnos, ¿el voto obligatorio le ha dado legitimidad a los gobernantes democráticos? Creo que la legitimidad de un representante radica mucho más en la aceptación de las otras fuerzas a su victoria y en la existencia de un Estado de Derecho que se impone apenas cierran las urnas. De hecho es común darse cuenta que la gente no recuerda por quién votó, ni por qué lo hizo. Hay que recordar también que las encuestas nacionales dan tendencias bastantes claras de opinión pública con solo preguntarles a cuatro o 10 mil personas. El haber votado por alguien obligatoriamente no brinda ningún respaldo al sistema, el hacerlo por conciencia sí.

El Jurado Nacional de Elecciones ha puesto en agenda la reforma electoral. Sería bueno que pongamos en agenda también el voto voluntario y buscar dar soluciones a nuestra sobrediagnosticada democracia.

 




Viernes 13 de Febrero de 2015

A medida que se acercan las elecciones del 2016 surge la duda de quién será la sorpresa para reemplazar a...

Viernes 06 de Marzo de 2015

Marzo ha iniciado poniendo en agenda la reforma política, la cual incluye temas cruciales como limitar el ingreso a la...