Los mecanismos de control político en una Democracia Liberal

En el último quinquenio las crispaciones entre el Ejecutivo y el Legislativo han producido una exposición ante a la opinión publica de instituciones constitucionales como: la cuestión de confianza, moción de censura o vacancia presidencial. Sin embargo, esta exposición ha sido negativa ,ya que políticos de oposición u oficialistas ,según las circunstancias, han venido desacreditando a dichas instituciones sin un fundamento legal , unido a ello la mediatización de los medios de comunicación y las opiniones parcializadas de algunos constitucionalistas  han relativizado el objeto y finalidad de estas instituciones; pese a que, los hechos demuestran que sin ellas las democracias no podrían juzgar ni sancionar a funcionarios incluido al presidente, que utilicen el poder para beneficios personales o tiranizando al pueblo. A continuación, expondré someramente las causas primeras o filosóficas de estos mecanismos constitucionales y, a partir de allí extraeremos una conclusión.

Es probable que los filósofos que inspiraron el liberalismo clásico no se hubieran imaginado que sus ideas filosóficas, que nacieron como una repuesta al absolutismo, influenciarían a cientos de naciones desde fines del siglo XVIII hasta la actualidad. Del mismo modo, es poco probable, que los protagonistas de los hechos 1799 que desencadenaron en la Revolución Francesa o,  el proceso emancipador de las colonias inglesas que devinieron en Constitución de los Estados Unidos de 1787 hayan imaginado que otras naciones seguirían su ejemplo. Es así que las ideas de Soberanía Nacional de la escolástica de  Francisco Suarez y Luis de Molina, así como también el iusnaturalismo de Locke, la división de poderes de Montesquieu o el Judicial review de Madison empujaron a cientos de procesos revolucionarios en el mundo con el objeto de darse una estructura política con la finalidad de someter, limitar y controlar el poder.

 El Perú no fue la excepción, pese a que la prohibición de libertad de imprenta impidió el acceso libre a la literatura enciclopedista, indirectamente el constitucionalismo liberal llegaría a través de la Constitución de Cádiz de 1812 ,que remplazo la vieja Monarquía absolutista hispana por una constitucional, por la cual se dividió, limito y sometió el poder a la Constitución.

La filosofía liberal clásica partía de la premisa de proteger el Derecho Natural frente a las injerencias arbitrarias del Estado; ¿pero que entendía el liberalismo clásico por derecho natural? siguiendo a John Locke se consideraba que el estado natural del hombre era vivir en perfecta libertad,  regido por un derecho natural que enseñaba a los hombres que siendo iguales nadie debía perjudicar al otro en su libertad. Entonces los hombres, con la intención de asegurar el mayor disfrute de esos derechos, establecieron un pacto por el cual cada hombre pactaba la entrega de su derecho natural no a un hombre, en oposición a Hobbes, sino a la comunidad entera que se encargaría de hacer efectivo ese derecho natural. Sin embargo, ¿cómo se protegería ese derecho natural del abuso del poder?,  seria Montesquieu, cuya filosofía política coincidía con Locke sobre la necesidad de proteger la libertad humana, quien planteo la Teoría  de la división de poderes como sistema político que limitando y contraponiendo el poder con otro poder evitaría el uso abusivo y arbitrario en desmedro de las libertades individuales. Al respecto, Edgar Bondenheimer graficaría con sus palabras la importancia de estas teorías “la teoría de Locke se refiere a la substancia de la libertad, en tanto que la de Montesquieu esta en relación con la garantía”.

En conclusión, la filosofía política del constitucionalismo liberal clásico surge de la necesidad de proteger ese derecho natural que tienen todos los seres humanos frente a cualquier injerencia abusiva y arbitraria del poder. Para ello, en ejercicio de su Soberanía, los pueblos desde finales del siglo XVIII  han ido perfeccionando un sistema político en donde el poder estaría dividido y controlado por otros poderes con la finalidad de frenar cualquier exceso del poder. Actualmente, pese a que las ideas liberales han ido cambiando, instituciones como la cuestión de confianza, moción de censura y vacancia presidencial, que no son exclusivas de nuestro sistema constitucional, responden a esa necesidad primigenia que inspiro a los pensadores del liberalismo clásico, que es el equilibrio de poderes (checks and balances).En consecuencia, argumentar que el uso de estos mecanismos de control político debilitan la democracia es una falacia, porque como hemos podido señalar en los parágrafos anteriores su función no es otra que proteger la democracia.

NOTICIAS MAS LEIDAS